Skip to main content

Śrīmad-bhāgavatam 3.8.21

Texto

tato nivṛtto ’pratilabdha-kāmaḥ
sva-dhiṣṇyam āsādya punaḥ sa devaḥ
śanair jita-śvāsa-nivṛtta-citto
nyaṣīdad ārūḍha-samādhi-yogaḥ

Palabra por palabra

tataḥ—después; nivṛttaḥ—abandonó ese esfuerzo; apratilabdha-kāmaḥ—sin alcanzar el destino deseado; sva-dhiṣṇyam—su propio asiento; āsādya—llegando; punaḥ—de nuevo; saḥ—él; devaḥ—el semidiós; śanaiḥ—sin demora; jita-śvāsa—controlando la respiración; nivṛtta—retiró; cittaḥ—inteligencia; nyaṣīdat—se sentó; ārūḍha—en confianza; samādhi-yogaḥ—meditando en el Señor.

Traducción

Después, siendo incapaz de alcanzar el destino deseado, abandonó esa búsqueda y regresó de nuevo a la parte superior del loto. Así pues, controlando todos los objetivos, concentró su mente en el Señor Supremo.

Significado

El samādhi implica concentrar la mente en la causa suprema de todo, incluso si uno desconoce si Su verdadera naturaleza es personal, impersonal o localizada. La concentración de la mente en el Supremo es ciertamente una forma de servicio devocional. Cesar los esfuerzos personales de los sentidos y concentrarse en la causa suprema es un signo de entrega, y la aparición de la entrega es un signo seguro de servicio devocional. Todas y cada una de las entidades vivientes tienen que ocuparse en el servicio devocional al Señor, si desean entender la causa suprema de su existencia.