Skip to main content

Śrīmad-bhāgavatam 10.6.37-38

Texto

padbhyāṁ bhakta-hṛdi-sthābhyāṁ
vandyābhyāṁ loka-vanditaiḥ
aṅgaṁ yasyāḥ samākramya
bhagavān api tat-stanam
yātudhāny api sā svargam
avāpa jananī-gatim
kṛṣṇa-bhukta-stana-kṣīrāḥ
kim u gāvo ’numātaraḥ

Palabra por palabra

padbhyām—por los pies de loto; bhakta-hṛdi-sthābhyām—en los que siempre piensan los devotos puros, quienes, por esa razón, llevan siempre en el corazón al Señor Supremo; vandyābhyām—que siempre son dignos de alabanza; loka-vanditaiḥ—por el Señor Brahmā y el Señor Śiva, que son alabados por los habitantes de los tres mundos; aṅgam—el cuerpo; yasyāḥ—de quien (de Pūtanā); samākramya—abrazar; bhagavān—la Suprema Personalidad de Dios; api—también; tat-stanam—ese pecho; yātudhānī api—aunque era una bruja (cuya única ocupación consistía en matar niños pequeños, y que había tratado de matar también a Kṛṣṇa); sā—ella; svargam—la morada trascendental; avāpa—obtuvo; jananī-gatim—la posición de madre; kṛṣṇa-bhukta-stana-kṣīrāḥ—por esa razón, debido a que Kṛṣṇa mamó de sus ubres, bebiendo la leche que fluye de sus cuerpos; kim u—qué decir de; gāvaḥ—las vacas; anumātaraḥ—igual que madres (que permitieron que Kṛṣṇa mamase de sus pezones).

Traducción

La Suprema Personalidad de Dios, Kṛṣṇa, está siempre en lo más hondo del corazón del devoto puro. A Él Le ofrecen constantes oraciones personalidades dignas de adoración como el Señor Brahmā y el Señor Śiva. Debido a que Kṛṣṇa abrazó al cuerpo de Pūtanā con gran placer y mamó de su pecho, ella, a pesar de ser una terrible bruja, alcanzó la posición de madre en el mundo trascendental, logrando con ello la perfección más elevada. ¿Qué puede decirse entonces de las vacas, cuyos pezones chupaba Kṛṣṇa con gran placer, y que Le ofrecieron su leche llenas de júbilo y cariño, como lo haría una madre?

Significado

Estos versos explican que el servicio devocional que se ofrece a la Suprema Personalidad de Dios, tanto directa como indirectamente, con conocimiento o sin él, siempre da resultado. Pūtanā ni era devota ni era no devota; en realidad, era una bruja demoníaca a la que Kaṁsa había dado la instrucción de matar a Kṛṣṇa. Sin embargo, como al principio adoptó la forma de una mujer muy hermosa y se dirigió a Kṛṣṇa con la cariñosa actitud de una madre, de modo que madre Yaśodā y Rohiṇī no dudasen de su sinceridad, el Señor tuvo en cuenta su actitud y, gracias a ello, Pūtanā se elevó inmediatamente a una posición como la de madre Yaśodā. Śrīla Viśvanātha Cakravartī Ṭhākura explica los diversos papeles que se pueden desempeñar en esa posición. Pūtanā se elevó inmediatamente a Vaikuṇṭhaloka, que a veces recibe también el nombre de Svarga. El Svarga que se menciona en este verso no es el planeta celestial material, sino el mundo trascendental. Uddhava explica que Pūtanā, en Vaikuṇṭha, alcanzó una posición de nodriza (dhātry-ucitām). Pūtanā se elevó a una posición de nodriza y sirvienta en Goloka Vṛndāvana, donde sirve a madre Yaśodā.