Skip to main content

Śrīmad-bhāgavatam 7.15.72

Texto

ahaṁ ca gāyaṁs tad-vidvān
strībhiḥ parivṛto gataḥ
jñātvā viśva-sṛjas tan me
helanaṁ śepur ojasā
yāhi tvaṁ śūdratām āśu
naṣṭa-śrīḥ kṛta-helanaḥ

Synonyms

aham — yo mismo; ca — y; gāyan — cantando las glorias de algunos semidioses en lugar de cantar las glorias del Señor; tat-vidvān — conociendo perfectamente el arte de cantar; strībhiḥ — por mujeres; parivṛtaḥ — rodeado; gataḥ — fui allí; jñātvā — sabiendo bien; viśva-sṛjaḥ — los prajāpatis a quienes se había confiado la administración de los asuntos del universo; tat — la actitud de mi canción; me — mío; helanam — descuido; śepuḥ — maldijeron; ojasā — con gran fuerza; yāhi — vuélvete; tvam — tú; śūdratām — un śūdra; āśu — inmediatamente; naṣṭa — carente de; śrīḥ — belleza; kṛta-helanaḥ — por haber roto las reglas de etiqueta.

Translation

Nārada Muni continuó: Habiendo sido invitado, yo también me uní al festival, y, rodeado de mujeres, comencé a cantar melodiosamente las glorias de los semidioses. Debido a ello, los prajāpatis, los grandes semidioses encargados de los asuntos del universo, me impusieron la siguiente maldición: «Por haber cometido una ofensa, vuélvete inmediatamente un śūdra sin el menor rastro de belleza».

Purport

SIGNIFICADO: En lo que se refiere al kīrtana, los śāstras dicen: śravaṇaṁ kīrtanaṁ viṣṇoḥ: Se deben cantar las glorias y el santo nombre del Señor Supremo. Lo dice muy claro. Śravaṇaṁ kīrtanaṁ viṣṇoḥ: Nuestro canto y nuestra glorificación no deben dirigirse a ningún semidiós, sino al Señor Viṣṇu. Por desgracia, hay personas necias que se inventan sus propios procesos de kīrtana a partir del nombre de algún semidiós. Eso es ofensivo. Kīrtana significa glorificar al Señor Supremo, y no a los semidioses. A veces hay personas que se inventan un Kālī-kīrtana o un Śiva-kīrtana; incluso grandes sannyāsīs de la escuela māyāvāda dicen que se puede cantar cualquier nombre y obtener el mismo resultado. Pero en este verso vemos que Nārada Muni, cuando era un gandharva, hace muchísimos millones de años, no respetó la orden de glorificar al Señor, y, como un loco, en compañía de mujeres, comenzó a cantar otras canciones. Entonces recibió la maldición de nacer como śūdra. Su primera ofensa fue haberse unido al grupo de saṅkīrtana acompañado de mujeres lujuriosas, y la segunda, considerar canciones mundanas, propias del cine y de la música de moda, iguales alsaṅkīrtana. Por esa ofensa, fue castigado a nacer como śūdra.