Skip to main content

Śrīmad-bhāgavatam 1.18.2

Texto

brahma-kopotthitād yas tu
takṣakāt prāṇa-viplavāt
na sammumohorubhayād
bhagavaty arpitāśayaḥ

Synonyms

brahma-kopa — la furia de un brāhmaṇa; utthitāt — causada por; yaḥ — lo que era; tu — pero; takṣakāt — la serpiente alada; prāṇa-viplavāt — de la disolución de la vida; na — nunca; sammumoha — lo dominó; uru-bhayāt — gran temor; bhagavati — a la Personalidad de Dios; arpita — entregado; āśayaḥ — conciencia.

Translation

Además, Mahārāja Parīkṣit siempre estaba entregado conscientemente a la Personalidad de Dios, y, por lo tanto, ni le tenía miedo ni lo dominaba el temor de una serpiente alada que había de morderlo debido a la furia de un niño brāhmaṇa.​​​​​​​

Purport

SIGNIFICADO: Un devoto del Señor que esté entregado en cuerpo y alma recibe el nombre de nārāyaṇa-parāyaṇa. Alguien así no le teme a nada ni a nadie, ni siquiera a la muerte. Para él nada es tan importante como el Señor Supremo, y por eso les da la misma importancia al cielo y al infierno. Él sabe bien que tanto el cielo como el infierno son creaciones del Señor, y que, de igual modo, la vida y la muerte son diferentes condiciones de la existencia creadas por el Señor. Pero en todas las condiciones y en todas las circunstancias, el recordar a Nārāyaṇa es esencial. El nārāyaṇa-parāyaṇa pone eso en práctica constantemente. Mahārāja Parīkṣit era un devoto puro de esa categoría. Fue maldecido injustamente por el inexperto hijo de un brāhmaṇa, que se hallaba bajo la influencia de Kali, y Mahārāja Parīkṣit lo consideró como algo enviado por Nārāyaṇa. Él sabía que Nārāyaṇa (el Señor Kṛṣṇa) lo había salvado cuando se estaba quemando en el vientre de su madre, y si tenía que ser matado por la mordida de una serpiente, ello también ocurriría por la voluntad del Señor. El devoto nunca se pone en contra de la voluntad del Señor; cualquier cosa que Dios envía, es una bendición para el devoto. De manera que a Mahārāja Parīkṣit ni lo asustaban ni lo confundían esas cosas. Ese es el signo característico de un devoto puro del Señor.