Skip to main content

Śrīmad-bhāgavatam 1.5.26

Texto

tatrānvahaṁ kṛṣṇa-kathāḥ pragāyatām
anugraheṇāśṛṇavaṁ manoharāḥ
tāḥ śraddhayā me ’nupadaṁ viśṛṇvataḥ
priyaśravasy aṅga mamābhavad ruciḥ

Palabra por palabra

tatra—en seguida; anu—cada día; aham—yo; kṛṣṇa-kathāḥ—narración acerca de las actividades del Señor Kṛṣṇa; pragāyatām—describiendo; anugraheṇa—por misericordia sin causa; aśṛṇavam—prestando oídos; manaḥ-harāḥ—atractivo; tāḥ—esos; śraddhayā—respetuosamente; me—a mí; anupadam—cada paso; viśṛṇvataḥ—oyendo atentamente; priyaśravasi—de la Personalidad de Dios; aṅga—¡oh, Vyāsadeva!; mama—mío; abhavat—se volvió; ruciḥ—gusto.

Traducción

¡Oh, Vyāsadeva!, en medio de esa asociación y por la misericordia de esos grandes vedantistas, pude oírlos describir las atractivas actividades del Señor Kṛṣṇa. Y escuchando así atentamente, mi gusto por oír hablar de la Personalidad de Dios aumentó a cada paso.

Significado

El Señor Śrī Kṛṣṇa, la Absoluta Personalidad de Dios, no solo es atractivo por Sus rasgos personales, sino también por Sus actividades trascendentales. Ello se debe a que el Absoluto es absoluto mediante Su nombre, fama, forma, pasatiempos, séquito, enseres, etc. El Señor desciende a este mundo material por Su misericordia sin causa, y exhibe como un ser humano Sus diversos pasatiempos trascendentales, para que los seres humanos que sientan atracción por Él se vuelvan aptos para ir de vuelta a Dios. Los hombres tienen la propensión natural a oír historias y narraciones de diversas personalidades que realizan actividades mundanas, sin saber que con asociación de esa índole uno simplemente desperdicia un valioso tiempo, y además se vuelve adicto a las tres cualidades de naturaleza mundana. En vez de perder el tiempo, uno puede obtener éxito espiritual si dirige su atención hacia los trascendentales pasatiempos del Señor. Por el hecho de oír la narración de los pasatiempos del Señor, uno se pone en contacto directo con la Personalidad de Dios, y, como se explicó anteriormente, al oír hablar de la Personalidad de Dios, se disipan desde dentro todos los pecados que la criatura humana ha acumulado. Libre así de todo pecado, el oyente se libera gradualmente de la asociación mundana, y queda atraído por los rasgos del Señor. Nārada Muni acaba de explicar esto con su experiencia personal. Toda la cuestión estriba en que simplemente por oír hablar de los pasatiempos del Señor, uno puede convertirse en uno de los asociados del Señor. Nārada Muni tiene una vida eterna, ilimitado conocimiento y bienaventuranza insondable, y él puede viajar sin restricción alguna por todas partes del mundo material y el mundo espiritual. Uno puede alcanzar la perfección máxima de la vida, con tan solo oír atentamente a las fuentes idóneas hablar de los trascendentales pasatiempos del Señor, tal como en su vida anterior Śrī Nārada oyó a los devotos puros (bhakti-vedāntas) hablar de ellos. Este proceso de oír en medio de la asociación de los devotos, está especialmente recomendado en esta era de riña (Kali).