Skip to main content

Śrīmad-bhāgavatam 3.5.40

Texto

dhātar yad asmin bhava īśa jīvās
tāpa-trayeṇābhihatā na śarma
ātman labhante bhagavaṁs tavāṅghri-
cchāyāṁ sa-vidyām ata āśrayema

Synonyms

dhātaḥ — ¡oh, Padre!; yat — debido a; asmin — en este; bhave — mundo material; īśa — ¡oh, Señor!; jīvāḥ — las entidades vivientes; tāpa — miserias; trayeṇa — por los tres; abhihatāḥ — siempre desconcertadas; na — nunca; śarma — con felicidad; ātman — el ser; labhante — obtienen; bhagavan — ¡oh, Personalidad de Dios!; tava — Tu; aṅghri-chāyām — sombra de Tus pies; sa-vidyām — llenos de conocimiento; ataḥ — obtienen; āśrayema — refugio.

Translation

¡Oh, Padre! ¡Oh, Señor! ¡Oh, Personalidad de Dios! Las entidades vivientes que se encuentran en el mundo material nunca pueden tener felicidad alguna, debido a que están sobrecogidas por las tres clases de miserias. Por consiguiente, se refugian en la sombra de Tus pies de loto, los cuales están llenos de conocimiento, y nosotros también nos refugiamos así en ellos.

Purport

SIGNIFICADO: El camino del servicio devocional no es ni sentimental ni mundano. Es el sendero de la realidad, mediante el cual la entidad viviente puede alcanzar la felicidad trascendental de estar liberada de las tres clases de miserias materiales: miserias que surgen del cuerpo y la mente, de otras entidades vivientes, y de perturbaciones naturales. Todo el que esté condicionado por la existencia material —bien sea hombre, fiera, semidiós o pájaro— debe padecer de dolores ādhyātmika (corporales o mentales), dolores ādhibautika (aquellos que ocasionan las criaturas vivientes), y dolores ādhidaivika (aquellos que se deben a perturbaciones sobrenaturales). Su felicidad no es más que una dura lucha por librarse de las miserias de la vida condicionada. Pero solo hay una manera en que se puede ser rescatado, y consiste en aceptar el refugio que brindan los pies de loto de la Suprema Personalidad de Dios.

El argumento de que, a menos que se tenga un conocimiento apropiado, no es posible librarse de las miserias materiales es indudablemente cierto. Pero, debido a que los pies de loto del Señor están llenos de conocimiento trascendental, aceptar Sus pies de loto satisface esa necesidad. Ya hemos tratado este punto en el Primer Canto (1.2.7):

vāsudeve bhagavati
bhakti-yogaḥ prayojitaḥ
janayaty āśu vairāgyaṁ
jñānaṁ ca yad ahaitukam

No hay falta de conocimiento en el servicio devocional de Vāsudeva, la Personalidad de Dios. Él, el Señor, Se ocupa personalmente de disipar las tinieblas de la ignorancia del corazón del devoto. Él confirma esto en el Bhagavad-gītā (10.10):

teṣāṁ satata-yuktānāṁ
bhajatāṁ prīti-pūrvakam
dadāmi buddhi-yogaṁ taṁ
yena mām upayānti te

La especulación filosófica empírica no puede proporcionar alivio de las tres clases de miserias de la existencia material. Simplemente esforzarse por adquirir conocimiento, sin consagrarse al Señor, es una pérdida de valioso tiempo.