Skip to main content

CC Ādi-līlā 17.18

Texto

tabe sapta-prahara chilā prabhu bhāvāveśe
yathā tathā bhakta-gaṇa dekhila viśeṣe

Palabra por palabra

tabe — más tarde; sapta-prahara — veintiuna horas; chilā — permaneció; prabhu — el Señor; bhāva-āveśe — en éxtasis; yathā — en cualquier lugar; tathā — en todas partes; bhakta-gaṇa — los devotos; dekhila — vieron; viśeṣe — específicamente.

Traducción

Tras este episodio, el Señor permaneció en éxtasis durante veintiuna horas, y todos los devotos vieron Sus pasatiempos específicos.

Significado

En la sala de la Deidad debe haber un lecho para la Deidad, detrás de Su trono. (Esta práctica debe introducirse inmediatamente en todos nuestros centros. No importa si el lecho es grande o pequeño; deberá tener un tamaño apropiado al de la habitación, pero al menos debe haber un lecho pequeño). Un día, en casa de Śrīvāsa Ṭhākura, Śrī Caitanya Mahāprabhu Se sentó sobre el lecho de Viṣṇu, y todos los devotos Le adoraron con los mantras védicos del Puruṣa-sūkta, que comienza diciendo sahasra-śīrṣā puruṣaḥ sahasrākṣaḥ sahasra-pāt. Este veda-stuti también debe introducirse, si es posible, en las ceremonias de instalación de Deidades. Mientras se baña a la Deidad, todos los sacerdotes y devotos deben cantar este Puruṣa-sūkta y ofrecer los artículos apropiados para la adoración de la Deidad, como flores, frutas, incienso, artículos para ārātrika, naivedya, vastra y ornamentos. Todos los devotos adoraron a Śrī Caitanya Mahāprabhu de esta manera, y el Señor permaneció en éxtasis durante siete praharas, es decir, veintiuna horas. Él aprovechó esa oportunidad para mostrar a los devotos que Él es la Suprema Personalidad de Dios original, Kṛṣṇa, que es la fuente de todas las demás encarnaciones, como está confirmado en la Bhagavad-gītā (10.8): ahaṁ sarvasya prabhavo mattaḥ sarvaṁ pravartate. Todas las diferentes formas de la Suprema Personalidad de Dios, llamadas viṣṇu-tattva, emanan del cuerpo de Śrī Kṛṣṇa. Śrī Caitanya Mahāprabhu expuso todos los deseos íntimos de los devotos, y de esta manera todos ellos se sintieron completamente seguros de que Śrī Caitanya es la Suprema Personalidad de Dios.

Algunos devotos dan a esta manifestación de éxtasis del Señor el nombre de sāta-prahariyā bhāva, «el éxtasis de veintiuna horas», y otros la llaman mahābhāva-prakāśa o mahā-prakāśa. En el Capítulo Noveno del Caitanya-bhāgavatase encuentran más detalles de esa sāta-prahariyā bhāva, y allí se menciona que Śrī Caitanya Mahāprabhu bendijo a una sirvienta llamada Duḥkhī con el nombre de Sukhī. Él hizo llamar a Śrīdhara, cuyo nombre era Kholāvecā Śrīdhara, y le mostró Su mahā-prakāśa. Luego hizo llamar a Murāri Gupta y le mostró Su forma como Śrī Rāmacandra. Ofreció Sus bendiciones a Haridāsa Ṭhākura, y en esa ocasión también pidió a Advaita Prabhu que explicase la Bhagavad-gītā tal y como es (gītāra satya-pāṭha), y mostró especial favor a Mukunda.