Skip to main content

Śrīmad-bhāgavatam 8.2.26

Texto

sa puṣkareṇoddhṛta-śīkarāmbubhir
nipāyayan saṁsnapayan yathā gṛhī
ghṛṇī kareṇuḥ karabhāṁś ca durmado
nācaṣṭa kṛcchraṁ kṛpaṇo ’ja-māyayā

Palabra por palabra

saḥ—él (el líder de los elefantes); puṣkareṇa—con su trompa; uddhṛta—aspirando; śīkara-ambubhiḥ—y rociando el agua; nipāyayan—haciéndoles beber;saṁsnapayan—y bañándolos; yathā—como; gṛhī—un cabeza de familia; ghṛṇī—siempre bondadoso (con los miembros de su familia); kareṇuḥ—a sus esposas, las elefantas; karabhān—a los hijos; ca—así como; durmadaḥ—que está demasiado apegado a los miembros de su familia; na—no; ācaṣṭa—consideraba;kṛcchram—la dificultad; kṛpaṇaḥ—por carecer de conocimiento espiritual; aja-māyayā—debido a la influencia de la energía externa, la energía ilusoria de la Suprema Personalidad de Dios.

Traducción

Como un ser humano que carece de conocimiento espiritual y está demasiado apegado a los miembros de su familia, el elefante, confundido por la energía externa de Kṛṣṇa, hizo que sus esposas e hijos se bañasen y bebiesen de aquellas aguas. Él mismo aspiraba agua del lago con la trompa y la rociaba sobre ellos. Se empeñaba en aquel agotador trabajo sin reparar en esfuerzos.