Skip to main content

CC Ādi-līlā 7.106

Texto

prabhu kahe, vedānta-sūtra īśvara-vacana
vyāsa-rūpe kaila yāhā śrī-nārāyaṇa

Palabra por palabra

prabhu kahe — el Señor comenzó a hablar; vedānta-sūtra — la filosofía del Vedānta-sūtra; īśvara-vacana — hablado por la Suprema Personalidad de Dios; vyāsa-rūpe — en la forma de Vyāsadeva; kaila — Él ha hecho; yāhā — todo; śrī-nārāyaṇa — la Suprema Personalidad de Dios.

Traducción

El Señor dijo: «La filosofía vedānta consiste en palabras pronunciadas por la Suprema Personalidad de Dios, Nārāyaṇa, en la forma de Vyāsadeva.

Significado

El Vedānta-sūtra, que consiste en aforismos que revelan el método para entender el conocimiento védico, es la forma concisa de todo el conocimiento védico. Comienza con las palabras athāto brahmajijñāsā («Ahora es el momento de indagar sobre la Verdad Absoluta»). La forma de vida humana está especialmente destinada a este fin, y por tanto, el Vedānta-sūtra explica de manera muy concisa la misión humana. Esto está confirmado por las palabras del Vāyu Purāṇa y del Skanda Purāṇa, que definen el sūtra como sigue:

alpākṣaram asandigdhaṁsāra-vat viśvato-mukham
astobham anavadyaṁ ca
sūtraṁ sūtra-vido viduḥ

«Un sūtra es una compilación de aforismos que expresa la esencia de todo conocimiento en un mínimo de palabras. Debe ser aplicable universalmente e impecable en su forma lingüística». Todo el que está familiarizado con estos sūtras debe conocer el Vedānta-sūtra, que entre los eruditos es bien conocido por los nombres adicionales siguientes: (1) Brahma-sūtra, (2) Śārīraka, (3) Vyāsa-sūtra, (4) Bādarāyaṇa-sūtra, (5) Uttara-mīmāṁsā y (6) Vedānta-darśana.

En el Vedānta-sūtra hay cuatro capítulos (adhyāyas), y en cada uno hay cuatro divisiones (pādas). Por tanto, es posible referirse al Vedānta-sūtra como ṣoḍaśa-pāda, o dieciséis divisiones de aforismos. La temática de cada división está plenamente descrita según cinco temas diferentes (adhikaraṇas), que se llaman técnicamente: pratijñā, hetu, udāharaṇa, upanaya y nigamana. Cada temática debe explicarse necesariamente con referencia a pratijñā, es decir, la declaración solemne de la finalidad del tratado. La declaración solemne que aparece al principio del Vedānta-sūtra es athāto brahma-jijñāsā, que indica que este libro se escribió bajo la declaración solemne de indagar sobre la Verdad Absoluta. Igualmente, deben expresarse las razones (hetu), deben darse los ejemplos en relación con diversos hechos (udāharaṇa), la temática debe tratarse gradualmente hasta su comprensión (upanaya), y finalmente, debe estar apoyado por citas autorizadas de los śāstras védicos (nigamana).

Según Hemacandra, el gran autor de diccionarios, conocido también como Koṣakara, el Vedānta se refiere al significado de los Upaniṣads y de la parte Brāhmaṇa de los Vedas. El profesor Apte, en su diccionario, define la parte Brāhmaṇa de los Vedas como aquella que establece las reglas para el uso de himnos en diversos sacrificios, y da explicaciones detalladas sobre su origen, a veces con prolongadas ilustraciones en forma de leyendas e historias. Es distinta de la parte de mantras. Hemacandra dice que el suplemento de los Vedas se llama el Vedānta-sūtra. Veda significa conocimiento, y anta significa el fin. Dicho de otra manera, la comprensión apropiada del propósito final de los Vedas se llama conocimiento vedānta. Este conocimiento, tal como está dado en los aforismos del Vedānta-sūtra, debe estar respaldado por los Upaniṣads.

Según los eruditos doctos, hay tres distintas fuentes de conocimiento, llamadas prasthāna-traya. Según estos eruditos, el Vedānta es una de ellas, porque presenta el conocimiento védico sobre la base de argumentos sólidos y lógicos. En la Bhagavad-gītā (13.5), el Señor dijo: brahma-sūtra-padais’ caiva hetumadbhir viniścitaiḥ, «La comprensión de la finalidad más elevada de la vida se alcanza en el Brahma-sūtra mediante lógica y argumentos legítimos referentes a causa y efecto». Por tanto, el Vedānta-sūtra se conoce como nyāya-prasthāna, los Upaniṣads como śruti-prasthāna, y la Gītā, el Mahābhārata y los Purāṇas, como smṛti-prasthāna. Todo conocimiento científico de la Realidad Trascendental debe estar respaldado por śruti, smṛti, y una sólida base lógica.

Se dice que tanto el conocimiento védico como el suplemento de los Vedas, llamado el Sātvata-pañcarātra, emanaron de la respiración de Nārāyaṇa, la Suprema Personalidad de Dios. Los aforismos del Vedānta-sūtra fueron escritos por Śrīla Vyāsadeva, la poderosa encarnación del Señor Nārāyaṇa, aunque a veces se dice que los escribió un gran sabio llamado Apāntaratamā. De todos modos, el Pañcarātra y el Vedānta-sūtra expresan las mismas opiniones. Por esto, Śrī Caitanya Mahāprabhu confirma que no hay diferencia de opinión entre los dos, y declara que, como el Vedānta-sūtra fue escrito por Śrīla Vyāsadeva, se puede entender que ha emanado de la respiración del Señor Nārāyaṇa. Śrīla Bhaktisiddhānta Sarasvatī Ṭhākura comenta que mientras Vyāsadeva escribía el Vedānta-sūtra, siete grandes santos contemporáneos suyos se ocupaban también en un trabajo similar. Estos santos eran Ātreya Ṛṣi, Āśmarathya, Auḍulomi, Kārṣnājini, Kāśakṛtsna, Jaimini y Bādarī. Además, se afirma que Pārāśarī y Karmandībhikṣu también trataron de los aforismos del Vedānta-sūtra antes que Vyāsadeva.

Como se mencionó anteriormente, el Vedānta-sūtra está constituido por cuatro capítulos. Los dos primeros tratan de la relación de la entidad viviente con la Suprema Personalidad de Dios; este tema se conoce como sambandha-jñāna, el conocimiento de la relación. El tercer capítulo explica cómo hay que actuar en esa relación con la Suprema Personalidad de Dios. Esto se llama abhidheya-jñana. La relación de la entidad viviente con el Señor Supremo está descrita por Śrī Caitanya Mahāprabhu: jīvera svarūpa haya kṛṣṇera ‘nitya-dāsa’: La entidad viviente es un sirviente eterno de Kṛṣṇa, el Dios Supremo (Cc. Madhya 20.108). Por tanto, para actuar en esa relación debe practicarse el sādhana-bhakti, es decir, las obligaciones prescritas en el servicio a la Suprema Personalidad de Dios. Esto se llama abhidheya-jñana. El cuarto capítulo describe el resultado de este servicio devocional (prayojana-jñāna). Esta finalidad más elevada de la vida consiste en volver al hogar, de regreso a Dios. Las palabras anāvṛttiḥ śabdāt del Vedānta-sūtra indican esta finalidad más elevada.

Śrīla Vyāsadeva, una poderosa encarnación de Nārāyaṇa, escribió el Vedānta-sūtra, y para protegerlo de comentarios desautorizados, compuso personalmente el Śrīmad-Bhāgavatam como comentario original del Vedānta-sūtra bajo la dirección de su maestro espiritual, Nārada Muni. Además del Śrīmad-Bhāgavatam, existen comentarios sobre el Vedānta-sūtra compuestos por todos los ācāryas vaiṣṇavas más importantes, y en cada uno de ellos se describe de manera muy explícita el servicio devocional al Señor. Sólo aquellos que siguen el comentario de Śaṅkara han descrito el Vedānta-sūtra de manera impersonal, sin referencia al viṣṇu-bhakti, es decir, el servicio devocional al Señor, Viṣṇu. En general, la gente da mucha importancia a este Śārīraka-bhāṣya, la descripción impersonal del Vedānta-sūtra, pero todos los comentarios que no mencionan el servicio devocional al Señor Viṣṇu deben considerarse diferentes en propósito respecto al Vedānta-sūtra original. Śrī Caitanya confirmó de manera definitiva que los comentarios o bhāṣyas que escribieron los ācāryas vaiṣṇavas sobre la base del servicio devocional al Señor Viṣṇu son los que dan la verdadera explicación del Vedānta-sūtra, y no el Śārīraka-bhāsya de Śaṅkarācārya.