Skip to main content

Śrīmad-bhāgavatam 4.29.13

Texto

pravṛttaṁ ca nivṛttaṁ ca
śāstraṁ pañcāla-saṁjñitam
pitṛ-yānaṁ deva-yānaṁ
śrotrāc chruta-dharād vrajet

Palabra por palabra

pravṛttam—el proceso de disfrute de los sentidos; ca—también; nivṛttam—el proceso del desapego; ca—también; śāstram—Escrituras; pañcāla—Pañcāla; saṁjñitam—se explica que es; pitṛ-yānam—ir al Pitṛloka; deva-yānam—ir a Devaloka; śrotrāt—por escuchar; śruta-dharāt—con el acompañante llamado Śrutadhara; vrajet—puede elevarse.

Traducción

Nārada Muni continuó: La ciudad Dakṣiṇa-pañcāla de la que hablé representa a las Escrituras que regulan pravṛtti, el proceso de disfrute de los sentidos mediante actividades fruitivas. La otra ciudad, Uttara-pañcāla, representa a las Escrituras destinadas a reducir las actividades fruitivas y a aumentar el conocimiento. Las entidades vivientes reciben distintos tipos de conocimiento a través de los dos oídos; algunas se elevan a Pitṛloka, y otras a Devaloka. Todo ello es posible gracias a los oídos.

Significado

Los Vedas reciben el nombre de śruti, y el conocimiento que se recibe de ellos mediante la recepción auditiva se denomina śruta-dhara. Como se afirma en el Bhagavad-gītā, con la simple práctica del proceso de escuchar, podemos elevarnos hasta los planetas de los semidioses o de los pitās (antepasados), e incluso hasta los planetas Vaikuṇṭhas. Todo eso se ha explicado ya en capítulos anteriores.