Skip to main content

CC Antya-līlā 5.84

Texto

sannyāsī paṇḍita-gaṇera karite garva nāśa
nīca-śūdra-dvārā karena dharmera prakāśa

Palabra por palabra

sannyāsī—personas en la orden de vida de renuncia; paṇḍita-gaṇera—de los sabios eruditos; karite—para hacer; garva—el orgullo; nāśa—destruir; nīca—de bajo nacimiento; śūdra—un hombre de cuarta clase; dvārā—a través de; karena—hace; dharmera prakāśa—propagar los principios religiosos verdaderos.

Traducción

Para destruir el orgullo falso de los supuestos renunciantes y sabios eruditos, Él propaga los principios religiosos verdaderos, incluso a través de un śūdra, un hombre de cuarta clase y bajo nacimiento.

Significado

A la persona muy erudita en los Vedānta-sūtras se la califica de paṇḍita, sabio erudito. Por lo general, ése es un título que se otorga a los brāhmaṇas y a los sannyāsīs. La orden de vida de renuncia, sannyāsa, es la posición más elevada que pueden alcanzar los brāhmaṇas, los miembros del más elevado de los cuatro varṇas (brāhmaṇa, kṣatriya, vaiśya śūdra). La opinión pública estima que la persona nacida en familia brāhmaṇa, tras someterse debidamente a los procesos de purificación y ser iniciada por un maestro espiritual, es una autoridad en las Escrituras védicas. Al ofrecérsele la orden de sannyāsa, esa persona se sitúa en la posición más elevada. Al brāhmaṇa se le considera el maestro espiritual de los otros tres varṇas (kṣatriya, vaiśya y śūdra), y al sannyāsī se le considera el maestro espiritual incluso de esos muy excelsos brāhmaṇas.

Generalmente, los brāhmaṇas y los sannyāsīs están muy orgullosos de su posición espiritual. Por ello, para acabar con su orgullo falso, Śrī Caitanya Mahāprabhu predicó el proceso de conciencia de Kṛṣṇa por medio de Rāmānanda Rāya, que ni pertenecía a la orden de vida de renuncia, ni había nacido brāhmaṇa. De hecho, Śrī Rāmānanda Rāya era un gṛhastha de clase śūdra, pero Śrī Caitanya Mahāprabhu dispuso que fuese el maestro que enseñase a Pradyumna Miśra, un brāhmaṇa muy cualificado y nacido en familia brāhmaṇa. El propio Śrī Caitanya Mahāprabhu, pese a pertenecer a la orden de vida de renuncia, Se hizo instruir por Śrī Rāmānanda Rāya. De ese modo, Śrī Caitanya Mahāprabhu manifestó Su opulencia a través de Śrī Rāmānanda Rāya. Ése es el significado especial de este episodio.

Según la filosofía de Śrī Caitanya Mahāprabhu: yei kṛṣṇa-tattva-vettā, sei guru haya: todo el que conoce la ciencia de Kṛṣṇa puede llegar a ser maestro espiritual, sin importar si es o no es brāhmaṇa o sannyāsī. La gente común no entiende la esencia de los śāstras, ni la pureza del carácter, el comportamiento y las capacidades de quienes siguen estrictamente los principios de Śrī Caitanya Mahāprabhu. El movimiento para la conciencia de Kṛṣṇa está formando vaiṣṇavas puros y elevados incluso de entre quienes han nacido en familias consideradas menos que śūdras. Ésa es la prueba de que el vaiṣṇava puede proceder de cualquier familia, como se confirma en el Śrīmad-Bhāgavatam (2.4.18):

kirāta-hūṇāndhra-pulinda-pulkaśā
ābhīra-śumbhā yavanāḥ khasādayaḥ
ye ’nye ca pāpā yad-apāśrayāśrayāḥ
śudhyanti tasmai prabhaviṣṇave namaḥ

«Las razas kirāta, huṇa, āndhra, pulinda, pulkaśa, ābhīra, śumbha, yavana y khasa, e incluso otras que son adictas a actividades pecaminosas, pueden purificarse si se refugian en los devotos del Señor, porque Él es el poder supremo. Permítaseme ofrecerle respetuosas reverencias». Por la gracia del Supremo Señor Viṣṇu, cualquier persona puede purificarse por completo, predicar el proceso de conciencia de Kṛṣṇa, y llegar a ser el maestro espiritual del mundo entero. Ese principio se acepta en todas las Escrituras védicas. Se puede citar el testimonio de śāstras autorizados que demuestran que una persona de bajo nacimiento puede llegar a ser el maestro espiritual del mundo entero. Śrī Caitanya Mahāprabhu debe ser considerado la personalidad más generosa, pues entrega la verdadera esencia de los śāstras védicos a todo el que se cualifica para ello actuando como Su sirviente sincero.