Skip to main content

Śrīmad-bhāgavatam 1.3.29

Texto

janma guhyaṁ bhagavato
ya etat prayato naraḥ
sāyaṁ prātar gṛṇan bhaktyā
duḥkha-grāmād vimucyate

Palabra por palabra

janma—nacimiento; guhyam—misterioso; bhagavataḥ—del Señor; yaḥ—uno; etat—todos estos; prayataḥ—cuidadosamente; naraḥ—hombre; sāyam—noche; prātaḥ—mañana; gṛṇan—recita; bhaktyā—con devoción; duḥkha-grāmāt—de todos los sufrimientos; vimucyate—se libera de.

Traducción

Todo aquel que, cuidadosamente y con devoción, recite por la mañana y por la noche las descripciones de las misteriosas apariciones del Señor, se libera de todos los sufrimientos de la vida.

Significado

En el Bhagavad-gītā, la Personalidad de Dios ha declarado que todo aquel que conoce los principios del nacimiento y las actividades trascendentales del Señor, irá de vuelta a Dios después de ser liberado de este tabernáculo material. De manera que el simple hecho de conocer en verdad lo misterioso de la encarnación del Señor en este mundo material, puede liberarlo a uno del cautiverio material. Así pues, el nacimiento y las actividades del Señor, tal como Él los manifiesta por el bien de la generalidad de la gente, no son ordinarios; son misteriosos, y su misterio solo lo descubren aquellos que tratan cuidadosamente de profundizar en el tema mediante la devoción espiritual. De esa forma, uno logra liberarse del cautiverio material. En consecuencia, se señala que aquel que simplemente recite con sinceridad y devoción este capítulo del Bhāgavatam, en el que se describe la aparición del Señor en diferentes encarnaciones, puede llegar a comprender la naturaleza interna del nacimiento y las actividades del Señor. La misma palabra vimukti, o liberación, indica que el nacimiento y las actividades del Señor son todos trascendentales; de lo contrario, simplemente por uno referirlos no podría lograr la liberación. Luego son misteriosos, y aquellos que no siguen las regulaciones prescritas del servicio devocional, no tienen derecho a entender los misterios de Sus nacimientos y actividades.